¿Qué es el Shabat?

Shabat: el séptimo día, comúnmente conocido como sábado o Día de reposo.

  1. Es un día santo, bendecido, apartado y creado por D-os mismo.- Bereshit 2:1-3 (Génesis) 
  2. Es un mandamiento.- Shemot  20:8-11 (Éxodo)
  3. Es una festividad instituida por D-os.- Vaikrá 23: 2-3 (Levítico)
  4. Es una señal, un sello entre D-os y su pueblo (Éxodo 31:12-18;  Ezequiel 20:12;  Ezequiel 20:20;  Isaías 8:16).-
  5. Es un día de adoración eterno y futuro (Isaías 66: 22-23).-
  6. Es un día que reconoce un Señorío sobre él (Marcos 2:28).-
  7. El sábado distingue al Creador de sus criaturas (Ezequiel 20:20;  Ezequiel 22:26;  Ezequiel 44:23).-

Si bien en otros artículos estudiaremos más a profundidad acerca del Shabat, les presentamos estas consideraciones generales que resumen en principio un poco el tema.-

El libro de Ezequiel hace referencia al juicio de D-os sobre su pueblo, pues los que debían servir a D-os enseñando al pueblo no habían cumplido su labor; por tanto el pueblo erraba, no se santificaba, confundido como estaba, no se arrepentía de su pecado y por tanto se hacía acreedor del juicio…

«Sus sacerdotes violaron mi Torá, y contaminaron mis santuarios; entre lo santo y lo profano no hicieron diferencia, ni distinguieron entre inmundo y limpio; y de mis días de reposo apartaron sus ojos, y yo he sido profanado en medio de ellos.» Ezequiel 22:26

Una breve lección sobre esto que escribió el profeta Ezequiel: 

No erremos, no acomodemos lo que está escrito a nuestro parecer o conveniencia. Es sencillo, claro e  inequívoco: hay un solo día en la Biblia creado por D-os mismo y apartado por EL para guardar y recordar; el Shabat.-

Sabemos que nuestra sociedad occidental no ha tenido en cuenta este día, pero es momento de empezar a cumplir con lo que D-os ha pedido en su Palabra (que no cambia al igual que su Autor).- Cambia la historia; cambian las personas, cambian las “enseñanzas”…pero lo que nunca cambia es Su Palabra, que permanece para siempre…

Nuestro Señor y Mashiaj  Ieshúa dijo: “Pues les aseguro que mientras existan el cielo y la tierra, no se le quitará a la Torá ni un punto ni una letra, hasta que todo llegue a su cumplimiento” (Libro de Mateo 5:18)

En la obediencia está la bendición. Paz.

Deja una respuesta